3 de abril de 2011

Egipto

  • Buenas noches amigos. Aquí va otro de mis relatos.
Hacía un calor empalagoso. La arena, que normalmente volaba, estaba quieta. El faraón Peter Pan descansaba en sus aposentos. Mientras tanto, en la ciudad, los esclavos trabajaban duramente bajo el sol. El faraón despertó y mandó llamar a Wendy. Cuando esta llegó, Peter le preguntó que si iban al río Nilo volando. Wendy aceptó encantada. El faraón y su esposa adoraban volar. Desde arriba se podía observar todo Egipto, desde arriba el valle de Gizeh, con la constelación de Orión plasmada en el suelo, era un espectáculo digno de ver. Desde arriba el sol brillaba de manera diferente. Avanzaron hasta llegar al río. Al llegar, los colores del crepúsculo se reflejaban en el agua. Después de que el sol se ocultara, Wendy y Peter volvieron a palacio. FIN.
  • Espero que os guste.

2 comentarios:

Raveloteca dijo...

Me ha gustado un montón!
Es más quiero más! Me gusta la idea de cambiar la historia de los "cuentos de siempre". Podrías hacer alguna y que todos participemos!
Besotes!

Loky dijo...

OH! Buena idea :). Me lo apunro para cuando tenga más seguidores. Me alegro de que te guste.